Luces de noche

Ser padre


La vida en familia vista por Lunarbaboon.

Secretos de belleza

Hora del baño


Link para ver el vídeo

Y ya al final, con el hambre del chapuzón, también del almuerzo.

¡Espectacular persecución policial!

...Pero me ha faltado decir "versión japonesa":


Link para ver el vídeo

¡Que te parta un rayo!


Por lo visto las marcas suelen tender a desaparecer, pero aunque no fuera así solo con poder contarlo ya vale...

Instinto natural

Hora del almuerzo


Link para ver el vídeo

Los gatos son los amos del Universo





Qué lindos son cuando son cachorritos

Tattoo

Las mágicas esculturas de las sombras


Link para ver el vídeo

Tienen toda la información acerca de estos trabajos de John Muntean (en inglés) en Colossal.

Los gatos son los amos del Universo

Humano, deja de vaguear y mímame:


Link para ver el vídeo

Y este es viejo pero lo he vuelto a ver y me sigue gustando igual:


Link para ver el vídeo

De mudanza

Está en inglés pero se entiende:


Link para ver el vídeo

Otro mundo




Fotogenia

Tattoo

Qué lindos son cuando son cachorritos





Murcielaguitos blancos hondureños. Qué ricos.

Igualdad


Si el 95% de los muertos fueran mujeres ya estaríamos hasta las orejas de campañas de concienciación, ayudas sociales a las pobres víctimas (solo a las mujeres, como pasa con la violencia doméstica) y leyes especiales de discriminación positiva; pero en esto no interesa que seamos iguales (como tampoco en las tasas de suicidio y la estafa de los "accidentes" de tráfico masculinos) y solo hablamos de estas cosas los machistas falocéntricos opresores como yo. En fin, así son las cosas del heteropatriarcado.

(Fuente aquí).

SOS

Véanlo completo:


Link para ver el vídeo

Aquí tienen la serie de vídeos de coaching y guía personal que sin duda darán un nuevo sentido a su existencia e iluminarán sus hasta ahora pobres y tristes caminos vitales. Por cierto que el lenguaje no verbal y la puesta en escena de la coach me ha recordado a este otro genio del que ya les hablé una vez; Dios los cría, nunca mejor dicho...